Son muchos los productos que solemos encontrar en el mercado que prometen ser muy eficaces para combatir la caída del cabello. Algunos hasta aseguran ser milagrosos, pero nunca sabemos qué tan cierto es y qué tan sinceros son los encargados de los departamentos de marketing de dichos productos. Decimos esto porque a todos nos ha pasado que adquirimos un champú o loción que afirma ser la más eficiente del mundo, pero los resultados distan mucho de lo prometido.

 

Cuando comienza a producirse la pérdida del cabello, hay ciertas cosas que debemos averiguar antes de correr a la tienda a buscar el producto milagroso que nos va a resolver el problema en un abrir y cerrar de ojos. Lo primero que deberíamos saber es por qué debemos comprar ese producto y no otro ya que hay montones en el mercado para lo mismo. También deberíamos preguntarnos qué producto puede ser tan milagroso para frenar un proceso que lamentablemente es parte de la naturaleza del ser humano.

¿Son o no efectivos los champús anticaída?

Son muchos los dermatólogos que firman que no por muchas razones. Para empezar, la raíz folicular está ubicada 4 milímetros por debajo del cuero cabelludo, por lo cual, no es posible llegar hasta ella. Ningún producto que sea aplicado de forma externa como un champú o gel va a ser capaz de penetrar lo suficiente para llegar hasta esta estructura y lograr el efecto prometido por el producto. En pocas palabras, los champuses anticaídas no son para nada efectivos en el detenimiento de la caída del cabello.

Si una persona está experimentando una pérdida importante de cabello, lo que se le recomienda es que lave su cabeza con mucha frecuencia y todos los champuses sirven para esta tarea. En estas épocas de caída anormal del cabello, lo que se sucede es que se produce una renovación de más de 50 hebras de pelo a diario, los cuales se separan de la raíz cuando se tira de ellos. Posteriormente, la raíz va a producir una hebra de pelo nueva luego de la caída de la anterior.

Cuando más tiramos de estas hebras de pelo que ya se han separado del cuero cabelludo es cuando nos lavamos y peinamos el cabello. Al pasar varios días sin lavarlo, las hebras separadas van a caer cuando finalmente lo hagamos, por lo cual, pensamos que es una cantidad enorme la que se está cayendo y nos estresamos enormemente. En cambio, cuando lavamos el cabello a diario, no vamos a observar este efecto tan desalentador que tanto nos angustia.

¿Es recomendable que usemos el mismo champú todo el tiempo?

Si ya sabemos que ningún champú tiene la capacidad de prevenir la caída del cabello, entonces podemos afirmar que las únicas funciones que cumple este tipo de productos es la del tratamiento de lesiones en el cuero cabelludo como la dermatitis atópica y la limpieza del cabello. Siempre que ambas funciones sean se cumplan a cabalidad, podemos usar el mismo champú todo el tiempo. Solo debemos suspender su uso si observamos cualquier reacción negativa.

Consejos para prevenir la caída del cabello

Si estamos observando una caída excesiva del cabello, lo primero que debemos hacer es asegurarnos de que nuestro cuero cabelludo no está siendo afectado por algún problema de salud que produzca la caída del cabello como infecciones u hongos. Además, esta también podría ser una señal de un padecimiento aún más grave como anemia o ansiedad, así que no está demás consultar con el médico.

Si ya sabemos que no padecemos de ningún problema de salud que pueda originar la caída del cabello, podemos otras medidas como el consumo de dos litros de agua al día y la disminución del consumo de café. Ambas cosas pueden considerarse como causas de la caída prematura del cabello. Podemos decir lo mismo del acto de fumar, el cual va debilitando los folículos pilosos hasta causar que el cabello caiga.