desguacejtorres 2

Siempre me ha gustado salir con mi familia en el puente de Diciembre, aprovechando que los niños no tienen colegio, desde hace ya tres años  nos metemos en el coche y salimos a dar una vuelta por algún pueblo de los de la comunidad autónoma porque hay verdaderas maravilla en España que todavía no conocemos. Este año nos hemos subido bien al norte, para aprovechar el viaje y sacar a los niños (y al perro) a pisar la nieve.

Todo se me había pasado por la cabeza menos pasar unas vacaciones de Navidad de los desguaces de coches que íbamos viendo por los lugares por los que íbamos pasando. La calefacción del coche, dejo de funcionar, el climatizador se estropeo y no había manera de entrar en calor en el coche, no podíamos parar con los pies y las manos heladas. Fue una pequeña obstrucción y una pequeña pieza que se partió la que nos fastidió un poco l viaje de vuelta, menos al que íbamos provistos de mantas y ropas de abrigo.

Por este motivo no íbamos a perder las vacaciones, por lo que arreglamos el coche y seguimos con nuestro viaje sin más altercados. Un poco de frio no frena a una familia que está deseando pasar unos días de descanso en la mejor compañía y en los mejores lugres, de hecho llegamos a nuestro destino a la hora prevista, sin ningún daño mas y dispuestos a pasarlo fenomenal.

Los niños jugaron con la nieve, nosotros disfrutamos de veladas románticas y lo pasamos muy bien, fue  todo muy divertido y como se suele decir muy corto ya que los tres días pasaron como si solo hubiera sido uno. Lo disfrutamos y gozamos de cada momento que vivimos, cogimos fuerzas para terminar el año y pusimos todo de nuestra parte para que todo fuera muy bien y así fuera. El pequeño incidente del coche no  nos quitó la sonrisa de la cara y lo pasmos genial.

Una lástima que no se puedan disfrutar de estos días mas menudo, no digo yo que todos los meses, pero a lo mejor sería conveniente poder disfrutar de unos días libres cada tres meses o cuatro, la productividad es mayor cuando se está más relajado, más descansado, cucando se es más feliz, nada como unos días de descanso para volver al trabajo con energía renovadas y con más ganas de trabajar.